Traductor

Buscador

jueves, 16 de agosto de 2012

Canción de hielo y fuego II - Choque de reyes (Libros)


 Después de mi primera incursión en la saga de Canción de Hielo y Fuego con Juego de Tronos -libro que ya comenté aquí- tenía muchas ganas de continuar con Choque de Reyes, el segundo libro de los siete que tiene previstos el autor.

Después del primer libro uno espera que el segundo no pierda fuelle, y a este respecto puedes estar tranquilo: Choque de Reyes cumple. Vaya si cumple.

Esta es la historia de mi segundo encuentro con el universo de George.R.R Martin.

Los reyes ya han chocado y en el horizonte se divisa una tormenta.



Esta entrada no va a estar libre de spoilers (los marcaré en rojo como siempre), así que si tienes intención de leer el libro lee con mucha atención. Si no, puedes quedarte con que Choque de Reyes mantiene el nivel del primer volumen y sigue mereciendo la pena. Eso sí, antes de leerlo has de haber terminado Juego de Tronos, porque si no vas a entender más bien poquito.


Lo primero de todo, Choque de Reyes continúa la trama exactamente donde la dejó Juego de Tronos, [Abro SPOILER] con la muerte de Eddard Stark y con la llegada de Tyrion Lannister a Desembarco del Rey como nueva Mano. El libro desarrolla tres puntos argumentales: las luchas por el Trono de Hierro (Renly y Stannis se levantan contra Joffrey reclamando el poder; Robb es proclamado Rey en el Norte), la incursión de la Guardia de la Noche más allá del Muro (con Jon Nieve) y los esfuerzos de Daenerys por criar a sus dragones, reunir un ejército y recuperar los Siete Reinos. [Cierro SPOILER]


Por otro lado, el libro sigue el ejemplo de su antecesor y dedica cada capítulo al punto de vista de un personaje, de tal forma que vivimos la historia desde una gran cantidad de planos diferentes, como si fuera una partida de ajedrez. De este modo, la clave narrativa de Juego de Tronos continúa con Choque de Reyes; seguimos a cada protagonista en tercera persona, vemos lo que ven -o creen ver-, lo que piensan, lo que sienten. Martin logra una vez más crear personajes muy ricos que desprenden mucha fuerza y nos sorprenden en todo momento a pesar de que sabemos qué está pasando por sus cabezas.

[Abro SPOILER] Leyendo el libro he llegado a experimentar verdadera angustia, a veces incluso terror (con Jon Nieve) y durante tres o cuatro capítulos tuve verdaderos deseos de terminar con la fútil existencia de Martin debido a su obsesión de matar personajes (y si son queridos por sus lectores, mejor). Por suerte para la trama -y para él- al final todo era una falsa alarma. Sin duda Martin es un verdadero maestro a la hora de crear situaciones de intriga y suspense, provocándote y enganchándote a leer más y más, y más. Como ves, he spoileado esto lo menos posible.

 
En Choque de Reyes te das cuenta enseguida de que los personajes son más oscuros. La llegada de la guerra saca lo peor de los hombres de los Siete Reinos, las cabezas clavadas en picas abundan por doquier y la traición se esconde en cada esquina. Martin refleja de manera muy realista todo esto, cómo la guerra cambia a los personajes -generalmente a peor- y cómo éstos luchan por objetivos muy diferentes. Por otra parte, la magia está regresando y cada vez toma un protagonismo mayor que hace que mis quinielas para Tormenta de Espadas sean totalmente vanas. Es lo mejor: no tengo la más remota idea de qué es lo que va a pasar en el próximo libro. [Cierro SPOILER]

No me voy a extender mucho más, Choque de Reyes es un libro de lectura obligada si te gustó Juego de Tronos y disfrutas con la fantasía épica. Eso sí, repito: lee antes Juego de Tronos para disfrutarlo verdaderamente. Y ahora, a por Tormenta de Espadas (indirecta directa).


Entradas relacionadas


No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada

Tu comentario es el alimento de este blog. ¡¡¡Dale de comer!!!

LinkWithin

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...

Entradas relacionadas

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...

Lo más visto esta semana

Formulario de contacto

Nombre

Correo electrónico *

Mensaje *